Me une una gran amistad con esta pareja desde hace mucho tiempo ya. Alejandra y Pablo se casaron hace tres años y tuve la suerte y el honor de ser el fotógrafo de su boda, cuando recién empezaba en el oficio de «fotógrafo de boda». Algo por lo que les estoy más que agradecido y casi en deuda con ellos, pues la repercusión que ha tenido su reportaje a nivel de trabajo sigue siendo increíble hasta el día de hoy.

Me rondaba por la cabeza, desde hacía meses, hacer una sesión de fotos con tres protagonistas fundamentales: el paisaje lebaniego, una cabaña y ellos. Lo tuvimos todo, excepto el tiempo y el clima. Mi idea era pasar todo un fin de semana recorriendo diferentes lugares y realizar fotos durante el camino, con el fin de mostrar mi manera de ver este maravilloso rincón de Cantabria. Sin embargo, el fin de semana que elegimos para la sesión se presentó lluvioso y con temperaturas bajas. Razón por la cual apenas estuvimos un par de horas haciendo fotografías.

Pese a los contratiempos, nuestras ganas por pasarlo bien pudieron con el desánimo y de esa sesión podéis ver ahora este resumen de imágenes. La actitud por parte de Pablo y Alejandra, su complicidad, buen humor y confianza en mi es realmente lo que hace que les tenga verdadero cariño. ¡Además siempre salen guapos en las fotos!

Estamos planificando ya una segunda sesión durante este verano, para poder completar este pequeño proyecto. Puede que mi pasión por las montañas y el paisaje de esta comarca esté ya en niveles de verdadero «freak». ¿Y vosotros? ¿Aún no conocéis Liébana?



2 opiniones de “Sesión de fotos con estilo retro.

    • Hey Sergio! Muchísimas gracias por tus palabras y disculpa por la tardanza en contestarte. Un fuerte abrazo para ti y los «compis» de Andalucía.

Publicar comentario