Bautizo en Liébana.

Una vez más, la familia que regenta el Hotel Infantado (Liébana) depositó su confianza en mi para realizar el reportaje del bautizo de los mellizos Jimena y Mateo, los más inquietos y jóvenes miembros de este maravilloso «clan».

Un bautizo celebrado en la iglesia de Ojedo y posteriormente en las instalaciones del hotel, acompañados por todos los familiares y amigos. Tantos, que casi parecía que celebraran una boda. Y es que sin duda alguna, esta familia lebaniega ha sabido ganarse el cariño de muchas personas, entre las que me incluyo.

Gracias a los papás, Isabel y Raúl, por hacerme partícipe de un día tan especial para ellos. Siempre es un placer para mi visitar su casa.



Publicar comentario